¿que-soporte-publicitario-para-una-feria?
Home » Márketing » ¿Qué soporte publicitario para una feria?

¿Qué soporte publicitario para una feria?

Las ferias siguen siendo una excelente forma de darse a conocer. Si te has planteado reservar un stand, seguro que te estás preguntando cuál es el equipo adecuado para representar tu marca. Entonces, ¿cuáles son los soportes publicitarios que vas a necesitar y los que te pueden permitir destacar?

Mostradores publicitarios: soportes de gran utilidad

Son elementos imprescindibles si no los proporciona el espectáculo. Los mostradores publicitarios le ofrecen la posibilidad de almacenar primero documentos dentro de su stand, aunque se recomienda poder cerrarlos para evitar riesgos de robo. Puedes recibir a tus visitantes en una posición cómoda y así sentirte más a gusto durante este contacto con tus prospectos o tus clientes.

También llena el espacio que parece menos vacío y sobre todo a menudo son personalizables tanto en la parte superior como en la inferior, lo que le da visibilidad. Incluso se pueden delimitar espacios en este mismo stand, con zonas de “información” o de “suscripción”. Hay versiones que se desmontan en pocos minutos y caben en una bolsa, aunque tendrás que cuidar la calidad para no dañarla demasiado rápido.

Te permite para hacer una experiencia inmersiva del cliente a través de degustaciones, presentaciones de productos, promociones, eventos como demostraciones de productos, concursos, talleres de descubrimiento, etc. ¡La marca cobra vida! Un pequeño consejo: trata de diseñar un mostrador con los colores de la marca para un mejor impacto

El roll-up personalizado: un must

Los roll-ups también son un must en las ferias. Tienen la gran ventaja de ser muy fáciles de transportar, instalar y son personalizables. Suben en segundos ya que solo hay que desenrollarlo y normalmente colocar una varilla para sujetarlo en posición vertical. Es fácil entender por qué los vemos en todas las gradas. Existen 3 tipos de roll-up: clásico con visual a una sola cara, doble cara y photocall extra grande para grandes espacios.

Su utilidad es múltiple: un roll-up le brinda la oportunidad de vestir su stand con los colores de la empresa, transmitir un mensaje o servir como herramienta de promoción de un producto en particular o de la empresa en general. Es fácil entender por qué tienen tanto éxito. Queda por revisar la calidad para evitar tener un soporte que se tambalee y se siga cayendo en el peor de los casos. La impresión a veces se puede hacer a doble cara, lo que a veces no carece de interés. Tiene la ventaja, frente a la lona, ​​de poder posicionarse en cualquier lugar.

Idealmente se deben respetar los siguientes puntos:

  • imágenes de alta definición para evitar la pixelación ,
  • claridad de información, simple y eficaz,
  • elementos de diseño inteligente ( por ejemplo, un logotipo colocado en la parte superior ofrece una mejor visibilidad),
  • tienen un diseño armonioso.
  • 1443

    El volante: un clásico

    Primero puedes ponerlo en tu mostrador, y dejar que los visitantes (que no lo deseen no necesariamente te contacten directamente) lo tomen. Si quieres más dinamismo, también puedes distribuirlo. Eso sí, ojo, porque a veces hay que pagar un suplemento para distribuirlo, por ejemplo en la entrada de una feria, y a veces hay que hacerlo solo en el stand.

    Te permite comunicar sobre una oferta en general, pero hay que estudiarlo bien para no acabar en la papelera. Debe ser original o aportar un valor añadido, ya que normalmente solo tiene unos segundos para llamar la atención.

    Sigue siendo económico y, a menudo, se considera el escaparate de la marca. A pesar de su pequeño formato, no debe descuidarse. En general, es recomendable no sobrecargarlo. Debe tener un tamaño máximo de A5 (media hoja A4) y un gramaje superior a g a riesgo de transmitir una mala imagen de marca y mala calidad. Respetando estos criterios, tendrás menos posibilidades de que acabe en la basura.

    Señales y barreras publicitarias: en determinadas situaciones

    Hay muchas estructuras publicitarias más o menos pesadas. Las barreras son útiles para crear separación mientras se muestra el negocio o la marca, sirven para dirigir a sus clientes a su punto de contacto y crear áreas de ventas. A veces se utilizan para promocionar productos o proporcionar información específica. Cabe señalar que muchas veces es difícil determinar las dimensiones para un evento específico y que muchas veces son inconvenientes para el transporte.

    Las barreras publicitarias se utilizan generalmente en complemento a otros soportes como banderas, soportes o roll-ups. En general, es recomendable escribir un mensaje específico en cada panel. Son económicas, ya que los visuales se pueden renovar gracias a su sistema de fijaciones mediante tensores elásticos.

    Banderolas, lonas y banderolas: perfectas para exterior

    Las banderas tipo banner dan más visibilidad a su mensaje y son apreciadas por su versatilidad, especialmente porque los estilos de estampados a menudo pueden variar en el mismo equipo. Sin embargo, tenga cuidado, porque algunas ciudades no aceptarán que los use al aire libre si desea reciclarlos fuera de una sala de estar y su uso rara vez se hace en este contexto.

    De manera similar, las lonas y pancartas personalizadas son una excelente manera de atraer la atención de sus clientes hacia su negocio. Están disponibles en varios materiales, pero no se pueden instalar en cualquier lugar. Sin embargo, pueden tomar la forma deseada y colgarse en alto. También se utilizan con mucha frecuencia en exteriores, por lo que deben ser resistentes a la intemperie.

    Estos soportes se utilizan principalmente para resaltar la marca/producto/oferta promocional en sí, si tienen a veces una función decorativa o puntos de referencia (por ejemplo, la entrada a un punto de venta).

    Los paragüeros, el cartel y la pared de imágenes

    Los paragüeros te permiten promocionarte de forma eficaz y dar tu soporte un aspecto muy profesional . Ils demandent souvent plusieurs personnes pour être installés et peuvent être très difficiles à amener sur un salon.

    L’enseigne suspendue demeure un outil génial qui vous rend visible de très loin et sur tout el salon. Sin embargo, requiere ciertas habilidades para ser instalado, especialmente si desea colocarlo muy alto.

    La pared de imágenes (o photocall) sigue siendo una herramienta original y tiene una muy específica. Viste su stand y generalmente se utiliza como fondo publicitario para tomar fotografías . Tiene una buena superficie de comunicación y atrae la atención. Puede ser complejo de transportar incluso si algunas empresas ofrecen un montaje fácil y rápido.

    Los soportes emergentes siguen siendo económicos y prácticos, especialmente si tienen bordes magnéticos que permitirán renovar las imágenes. y modularlos. Se pueden utilizar como tabique o separación. ¡Puede considerar iluminarlo con LED para que se destaque !