¿como-ser-verde-en-la-oficina?
Home » Tendencia » ¿Cómo ser verde en la oficina?

¿Cómo ser verde en la oficina?

Todos somos conscientes de que debemos proteger el planeta y que generamos un impacto significativo en el planeta. El uso de papel, insumos y equipos de cómputo sin duda contribuye a la sobreexplotación de los recursos naturales. A esto se suma el alto consumo energético y el uso de determinados equipos nocivos para el medio ambiente.

Según el barómetro Paris Workplace 2021 SFL – Ifop, la gran mayoría de los empleados dicen que son más sensibles que hace diez años a temas como la clasificación de residuos (86%), la reducción de impresiones (2019 %), el uso de la movilidad suave (44 %).

La encuesta Media Rh en 86 ya subraya que 73% de los empleados cree saber cómo minimizar su huella ecológica dentro de su empresa y en su trabajo diario. Sin embargo, solo el 44% dice que su empresa les permite hacerlo. Por lo tanto, la apuesta se eleva solo de forma individual por el momento. Cabe señalar que las empresas privadas parecen estar más comprometidas (44% de los empleados creen que su empresa les brinda los medios necesarios contra 32% en público).

Algunos consejos pueden ayudarle a limitar los efectos nocivos.

Reciclar

Proteger el medio ambiente consiste ante todo en evitar cualquier tipo de desperdicio. Entonces, tienes que pensar en qué puedes reutilizar en la oficina. Los papeles de desecho se pueden utilizar como blocs de notas. Simplemente córtelos y luego conéctelos. Para evitar un exceso de pedido, es necesario realizar un inventario de stocks de material de oficina antes de realizar un nuevo pedido.

Reducir la energía consumo

El aumento de la demanda de los consumidores lleva a una explotación masiva de la energía. Así, para limitar el consumo de energía eléctrica de la empresa, el cambio de ciertos comportamientos es fundamental. Es necesario apagar las máquinas en desuso como los ordenadores, moderar la temperatura en el recinto de la oficina y bajar el termostato de la calefacción, aprovechar la ventilación natural abriendo las ventanas en lugar de usar el aire acondicionado. Además, no dudes en aprovechar la luz natural para iluminar tu espacio de trabajo colocando tu escritorio junto a las ventanas. Esto evita el uso de una lámpara que puede aumentar la factura de la luz y comprometer el medio ambiente.

Limitar el consumo de agua

El agua es un elemento imprescindible para garantizar la bienestar de un individuo, por lo tanto, presenta un bien precioso que debe ser preservado a toda costa. Para evitar el desperdicio de agua, prueba a instalar inodoros de doble descarga, instala un ahorrador de agua en la cisterna del inodoro, instala pulsadores en los lavabos para reducir el consumo. Sobre todo, es necesario comprobar periódicamente el estado de las tuberías y conductos de agua para identificar posibles fugas.

Reducir los residuos

Para minimizar los residuos de la empresa, puede reciclar mediante la reutilización de sobres, embalajes de cartón y papel. También debe optar por suministros de oficina que sean fáciles de reciclar. Por lo tanto, deben evitarse los sobres con ventana. Para imprimir, es mejor utilizar las dos caras de las hojas para reducir a la mitad el papel utilizado. Una buena gestión de los residuos no se trata solo de reducirlos, también se trata de saber disponer de ellos de manera responsable. Evitar envases si no es necesario.

Usar productos ecológicos

Optar por productos ecológicos sigue siendo la mejor manera de contribuir a la protección del medio ambiente. Para la iluminación es recomendable optar por bombillas LED o de bajo consumo. Algunas áreas de poco tráfico no requieren iluminación permanente, por lo que se deben instalar dispositivos de extinción automática o detectores de presencia para evitar el desperdicio de energía. Es mejor elegir una computadora portátil en lugar de una computadora de escritorio que ocupa espacio y consume mucha energía.

Para asegurar la efectividad de la política ambiental de la empresa, toda esta información debe ser comunicada a todos los empleados. Cada uno de ellos debe sentirse responsable de sus acciones y de proteger el planeta.